Los paneles solares que utilicemos en nuestra instalación tienen que ir cogidas con unos soportes que antes se deben de haber fijado al techo sobre el cual estarán situadas para garantizar la inclinación óptima de los paneles en cada caso con la garantía de que es seguro.

Tipos de estructuras para placas solares

Dependiendo de la forma de cada tejado, los anclajes para las placas solares fotovoltaicas y el soporte a la cubierta será distinto. En este artículo se explicarán los tipos de soportes más empleados en la realidad a día de hoy, con las particularidades de cada uno.

Estructuras para placas solares instaladas en cubiertas planas

Si disponemos de un tejado plana para realizar nuestra instalación de placas solares, hay que tener en cuenta que la estructura sobre la que irán situados los paneles solares fotovoltaicos debe permitir que estos estén inclinados respecto al ángulo horizontal, de forma parecida a como estarían en un tejado inclinado previamente. Depende de la situación de la instalación y de la orientación de la misma, las placas fotovoltaicas deberán inclinarse entre 15º y 30º. Este cálculo se realiza antes de la instalación ya que la inclinación perfecta en cada caso variará dependiendo de la orientación del tejado o del suelo, así como de la situación de la misma. En cuanto a esto, existen varios tipos de estructura dependiendo del material del que estén conformadas y de los grados de inclinación que permitan. Es necesario mencionar también que en este supuesto, la distancia mínima entre las distintas filas de paneles adquiere un cariz fundamental para que no se proyecte sombra entre ellas y lograr así el mayor y mejor rendimiento posible para la instalación, además de evitar otros problemas mecánicos en los paneles fotovoltaicos, como los puntos calientes (zonas del panel con una temperatura muy superior a la del resto, que además de repercutir directamente en la eficiencia del mismo supone una degradación muy importante de sus materiales debido a las altas temperaturas localizadas en ella). La elección de la estructura de soportes de las placas solares se debe realizar por instaladores profesionales con amplia experiencia en el sector y siempre de acuerdo a normativa y la inclinación y orientación de las placas solares, estando todos los equipos certificados y garantizando por tanto siempre la elección más acertada para cada supuesto. Por último, estas estructuras deben estar lastradas, dándoles más estabilidad. El efecto vela se produce cuando, debido a la inclinación de los paneles sobre la cubierta plana, las corrientes de viento llegan a levantar o desplazar las filas de módulos, descolocándolas y pudiendo ocasionar problemas muy graves en la instalación. De ahí la importancia de situar un buen lastre sobre o bajo las estructuras, de acuerdo a especificaciones y normativa propias en cada caso, para que la instalación no salga volando. Este lastre adquiere especial relevancia para estructuras metálicas de las placas solares, más propensas a sufrir este efecto debido a su mayor ligereza. Estas estructuras suelen montarse y adherirse a bases de hormigón u otro material lo suficientemente pesado para evitar la movilidad de las placas solares, lo cual puede aumentar su coste, aunque a su favor cuenta que el ángulo de inclinación es totalmente modificable para ajustarlo a los criterios de instalación requeridos.

 

LLÁMAME
+
¡Llámame!
Call Now Button
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad
Abrir chat
¿Necesitas ayuda?